jueves, 21 de abril de 2011

Indiferencia

El sol iluminaba a los pájaros,
que yacían muertos en la arena.
Inútil esfuerzo el del sol
el de querer olvidar esa pena.

Y a pesar de esa tragedia,
todo siguió igual.
Las personas, insensibles,
ignorando aquella fatalidad.

Y ante tanta tristeza,
la brisa del mar refrescó mi rostro
y el agua en mi piel fluyó como un río.
Mis pies sumergidos en la arena
intentaron llenar este vacío.

Y el ocaso en el mar,
fue un instante fugaz.
Regresé a mi hogar,
disimulando mi pesar
con mi mejor disfraz.

Antonella Duarte

1 Comentarios (+add yours?)

Michel Martínez Deb dijo...

por mucho que queramos ..la pena siempre se lleva dentro ..... y utilizamos las mascaras para o vernos tan vulnerables....Michel

www.micheldeb.tk

www.lamalapoesia.tk

Publicar un comentario