jueves, 30 de diciembre de 2010

Dulces versos

Si tus ojos fueran perlas
y los míos diamantes,
¡qué lindo sería encontrarme en tu mirada!
y a través de tus bellos ojos conquistar tu alma.

Si tus manos fueran de seda
y las mías de algodón,
quisiera que me acaricies
y en esa caricia vivir nuestra pasión.

Si tus labios fueran de fresa
y los míos de cereza
quisiera que me besaras
y sentir su sabor en cada mañana.

Antonella Duarte.

1 Comentarios (+add yours?)

Michel Martinez Deb dijo...

El amor ... es tan extraño ..nos cambia, modifica, manipula, ...en fin ... es increible ...Michel

www.micheldeb.tk

Publicar un comentario